martes, 13 de marzo de 2012

Reseña: Canciones que no fueron, de Diego Vasallo

Por Christian Supiot

Dice Roger Wolfe en su prólogo que “esto no es en realidad un libro de poemas y dibujos, sino quizá de bosquejos y de manchas; un diario de retazos” y no anda mal encaminado. Canciones que no fueron (Huacanamo, 2011), es un conjunto de poemas cortos organizados a modo de diario e ilustrados con cuadros del propio autor en técnica mixta. 

El conjunto editado por Huacanamo invita a ser hojeado. De pequeño formato y tacto agradable, Canciones que no fueron está hecho para ser tenido entre las manos. 

Cuando abrimos el libro, descubrimos casi un centenar de poemas breves organizados de forma aparentemente cronológica que abarcan desde 2004 hasta abril de 2011. Todos vienen, además, asociados a uno de estos tres lugares: Madrid, Menorca o San Sebastián, con la salvedad de un Lanzarote, marzo, que al final del poemario pone quizá la nota más negra al conjunto. 

Canciones que no fueron es un libro con un tono general de pesadumbre, una tristeza acrecentada por la brevedad de los textos. Estos poemas, que tienen a veces un cierto parecido al haiku (11:30/La espuma blanca/rompe a lo lejos/la mañana/en las rocas/de la costa), van arrastrándonos poco a poco hacía una melancolía del día a día en la que están siempre presentes las despedidas, el avance del tiempo, la fugaz presencia del mundo. Una melancolía refugiada en los pequeños gestos de la rutina contra la que el autor lucha y se apoya. Así, Vasallo nos dice: Hoy he trabajado:/he escrito un/poema./Ardua tarea esta/de intentar sacar belleza/de la vida,/del insulso acontecer/cotidiano./Como una inmersión/en los abismos/de la nada

Los momentos asociados a los lugares también se ven cargados de esa misma sentimentalidad. La inevitable lluvia de San Sebastián, los momentos de inacción menorquinos, o un Madrid suspendido a medio camino entre la noche y la nada de una ciudad como lugar ajeno e incómodo: la ciudad ruge/incesante/por ahí abajo,/ en algún otro mundo. Vasallo dibuja momentos en los que la vida se detiene. 

Canciones que no fueron es un poemario de versos breves, un diario de tristezas. Un conjunto de canciones melancólicas con las que alimentar también la mirada.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¡Versátil.es: Festival de la Palabra